IU muestra su satisfacción por la decisión sobre el atún rojo aunque cree que el Gobierno debe cambiar su política

Con independencia de esta satisfacción, el diputado afirma que Junta y Gobierno “tienen que cambiar su posición al respecto, ya que puede decirse que las almadrabas se han salvado pese a la Junta y al Gobierno central, puesto que el Gobierno apoyaba la posición de la Unión Europea o en todo caso aplazar la prohibición en la propia UE; lo que está claro es que el Gobierno español, en ningún momento se desmarcó de la prohibición de la UE”. El parlamentario considera que aunque es cierto que de momento se permite la comercialización a Japón, “la situación puede cambiar en cualquier momento”. Asimismo, señala que en la decisión adoptada, “en ningún momento se diferencia entre la actividad de la flota industrial y de cerco de la pesca artesanal, lo que hubiera sido además, garantía de protección de la especie”. García asegura que Izquierda Unida estará atenta a las decisiones definitivas de la CITES, “por lo que trabajaremos en el Parlamento para lograr que tanto Junta como Gobierno defiendan al sector almadrabero”.