La militancia de IU en Cádiz respalda mayoritariamente que IU entre a formar parte del Gobierno andaluz

La militancia de Izquierda Unida en la provincia de Cádiz votó ayer mayoritariamente a favor de que la formación política forme parte del nuevo Gobierno andaluz, así como a favor del preacuerdo rubricado a nivel andaluz por Izquierda Unida y  PSOE para desarrollar “verdaderas políticas de izquierda en Andalucía los próximos cuatro años”. El coordinador general de Izquierda Unida, Manuel Cárdenas, ha señalado que el mensaje de la militancia de IU en Cádiz “ha sido contundente y ha refrendado el mensaje que ya nos dio el electorado el 25 de marzo, que no es otro que el de que ha llegado el momento de que pongamos freno a la derecha y de que desde el Gobierno andaluz se lleven a cabo políticas de izquierda más justas y solidarias”.

Un 78,19% de la militancia de IU en la provincia participó en la consulta, un porcentaje “muy satisfactorio que demuestra la alta implicación de nuestros militantes”, según señaló el dirigente provincial. Del total de participantes, el 90% votó a favor del preacuerdo rubricado con el PSOE. En cuanto a la segunda pregunta, en la que se pedía el pronunciamiento a favor de un acuerdo de gobierno o bien un acuerdo de legislatura, la primera opción, la que implicaba entrar a formar parte del gobierno, obtuvo un 86%, frente al 11%, el 3% restante corresponde a votos nulos o en blanco. Cárdenas ha valorado además, estos resultados como “un respaldo al trabajo de la dirección de IU”.

El coordinador provincial afirma que el referéndum de IU ha sido “un ejemplo de democracia interna de la que otros no pueden presumir” y ha señalado que “ahora tenemos por delante una importante responsabilidad, que pasa tanto por parar las políticas neoliberales en Andalucía, como por la lucha contra la corrupción a favor de la ética y la transparencia en la gestión”.

Por su parte, el parlamentario andaluz y vicepresidente primero del Parlamento, Ignacio García, ha señalado hoy que Izquierda Unida “está preparada para gobernar” y ha apostado por un acuerdo de gobierno sobre “políticas transversales y no a través de departamentos estancos”. En este sentido, ha defendido la “transparencia” y la “austeridad” en la gestión que desarrollará IU y ha puesto sobre la mesa algunos de los ejes básicos para la formación política en la futura acción parlamentaria, tales como la puesta en marcha de una renta básica, la defensa a ultranza del sector público, planes de empleo para el ámbito rural o en el caso de la provincia, una fuerte defensa del sector industrial.